Lily Salvo. Artista mujer y feminista

Esta muestra, co-organizada con la familia de Lily Salvo, presenta una extensa selección de aproximadamente 60 obras, más algunos bocetos, folletos, tapas de programas y diseños de vestuario, seleccionados de una copiosa colección familiar que recogen los casi setenta años de trayectoria de esta artista.

Como todos los años, cuando llega el mes de marzo, exhibimos en el Museo Blanes una muestra de una mujer artista, con la intención de construir una agenda, que recupere a las muchas veces olvidadas o poco representadas artistas mujeres de nuestro país. En este caso, a diez años de su muerte, la muestra es una retrospectiva antológica de Lily Salvo, una artista mujer y feminista.

Desconocida para muchos, olvidada debido a su exilio en Italia cuando la dictadura uruguaya, Lily Salvo desarrolla una obra muy variada, pero que, de alguna manera, refiere siempre a su particular personalidad. Las mujeres, protagonistas de su obra pictórica, aparecen una y otra vez en diferentes situaciones: algunas muy realistas, otras por el contrario casi irreales, referenciales a un mundo surrealista u onírico, y a una intención de denuncia de las complejidades propias de la mujer en nuestra sociedad.

La obra se compone por pinturas al óleo, grabados dibujos y cajas. En estas últimas, Lily Salvo construye pequeños universos en cuanto a sus dimensiones pero de gran valor conceptual, en ellas; la artista recoge imágenes y objetos de la mujer y construye dentro pequeñas instalaciones de alusiones simbólicas.

En la exposición veremos la utilización que la artista hace de los diferentes soportes y como se expresa a través de ellos construyendo un mundo dispar de lenguajes que expresan el sentir de Lily Salvo y que requieren muchas veces de una mirada observadora que permita desenredar conexiones que la artista construye. En particular, es importante resaltar la calidad de sus grabados, dónde incorpora a los motivos de la mujer, temas vinculados a la dictadura uruguaya. Estos grabados que recogen temas políticos fueron realizados a mediados de los ’70 en Italia junto a Luis Camnitzer y Liliana Porter*.

Con esta muestra pretendemos devolver a nuestro público esta artista uruguaya (nacida en Argentina) que se radicó en Italia y que integró el pequeño grupo de mujeres que participaba del Taller Torres García. Formada también en la escuela de Bellas Artes de Montevideo, construye un lenguaje propio que se desvió por completo del constructivismo de la Escuela del Sur.

Cristina Bausero

*Nota, testimonio de Mario Sagradini

Compartir